RSS

Archivo de la etiqueta: ahorro

Ventajas del seguro para ahorrar frente a otros instrumentos de inversión

A la hora de preservar un capital, de cara a la jubilación o cualquier otro objetivo, puede optarse por un seguro de ahorro o plan de pensiones, o bien por instrumentos de inversión que ofrecen más rentabilidad.

Queremos hablar hoy sobre las ventajas que tiene el seguro de vida ahorro para este propósito. Partimos de la necesidad de preservar, proteger nuestro dinero, no generarlo, y para eso están diseñados los seguros, para proteger la integridad y el patrimonio de los riesgos que la vida y los negocios nos presentan.

Por eso, un seguro de vida o plan de pensiones no puede compararse con un instrumento de inversión, son productos diferentes. Y será lo más apropiado para acumular dinero, y poco a poco, reunir los recursos que nos permita realizar inversiones considerables (como comprar una vivienda) o destinarlo a nuestra jubilación.

Lo aconsejable será entonces ahorrar primero, y después invertir lo ahorrado para generar dinero. El seguro será el instrumento para echar a andar otros proyectos, de mayor riesgo y rendimiento, con la tranquilidad de saber que contamos con un soporte que nos hará fuertes en caso de que las cosas no resulten como esperamos.

Además de los seguros de ahorro tradicionales, los inversores conservadores podrán tener en cuenta dos tipos de productos como son los PPA (Planes de Previsión Asegurados) y PIAS (Planes Individuales de Ahorro Sistémico), que cuentan con ventajas fiscales que hay que tener presentes. En el caso de los PPA, son un instrumento de ahorro que garantiza un tipo de interés mínimo hasta su vencimiento y ofrece las mismas ventajas fiscales que los planes de pensiones: reducción de la base imponible del IRPF por el importe aportado. En el caso de los PIAS, priman fiscalmente que se mantenga la inversión en el largo plazo, y si se reembolsa el producto, en forma de renta vitalicia, las ganancias están exentas de impuestos.

Si quiere saber más sobre productos de ahorro e inversión, no dude en consultar con un asesor especializado y de confianza.

Fuente: elconfidencial.com y elaboración propia

Anuncios
 

Etiquetas: , , , , ,

Seguros de rentas vitalicias y su rentabilidad actual

Seguro renta vitaliciaLos especialistas recomiendan la treintena como la edad indicada para comenzar a planificar de qué forma vamos a ahorrar para la jubilación. Pero la realidad es que pocos lo hacen a tan temprana edad. Según los datos de la Dirección General de Seguros, sólo un 19% de los partícipes tiene menos de 36 años, mientras que el 50% de ellos tienen más de 50 años. Otra cifra a tener en cuenta es el número de partícipes, cifra bastante baja, ya que para el 70% de los mayores de 65 años la pensión pública es la única fuente de ingresos.

Entonces, ¿qué se puede hacer en estos casos? ¿Qué opción existe para esa gran cifra de jubilados que no planificaron su jubilación con tiempo y tienen problemas para llegar a fin de mes? Para ellos existen los seguros de renta vitalicia, un tipo de seguro de vida que garantiza al tomador del seguro una renta periódica hasta su fallecimiento a cambio del pago de una prima única y con una rentabilidad que va en función de la esperanza de vida del Asegurado y la periodicidad del pago acordado y que es fija. Por lo tanto para contratar una de estas pólizas es necesario disponer de un patrimonio, ahorrado o heredado, del que se pueda prescindir y tomar la decisión de si la póliza que se firma tiene o no reversión en los herederos, que pueden ser el cónyuge, hijos, familiares u otras personas a las que se desea beneficiar.

Además, tienen grandes ventajas fiscales, siendo los mayores de 70 años los más beneficiados. Si contratan una de estas pólizas sólo tributarán por el 8% de la renta que cobren, ya que el 92% queda exento, un privilegio que sólo disfrutan estos productos.

La contratación de un seguro de renta vitalicia no es una decisión para tomar a la ligera, ya que como con cualquier seguro, existen muchas opciones en el mercado con diferentes prestaciones y condiciones, por eso lo mejor es no descuidar la elección y dejarse aconsejar por una correduría de seguros que conocerán la mejor opción para procurarnos una buena jubilación según nuestra situación.

Fuente: eleconomista.es y elaboración propia

 

Etiquetas: , , , ,

Cómo ahorrar para la jubilación

jubilados¿Un sueldo para toda la vida? Nosotros podemos explicarte la fórmula, y no, no es comprar muchos botes de café.

En esa fórmula se encuentran los planes de pensiones, o planes de previsión asegurado (PPA), y para poder elegir uno u otro o combinarlos te explicamos a continuación en qué consiste cada uno:

  • Plan de pensiones: es un fondo en el que se invierte conjuntamente con otros ahorradores (llamados partícipes) para acumular un ahorro. Dependiendo de la cantidad que se ponga corresponderá un trozo mayor o menor de ese fondo, dependiendo del resultado que den las inversiones.

Los denominado sistema individual son los que se  pueden adquirir como particular, y son de muchos tipos dependiendo del perfil inversor que se tenga: de renta fija, variable, mixtos, euro, internacionales, etc. Pero ninguno garantiza la devolución del capital invertido, es decir, se puede perder dinero con ellos. Si todavía te consideras joven, joven maduro o menos joven, te lo recomendamos.

  • El Plan de Previsión Asegurado: es un seguro de vida (el plan de pensiones no lo es), y dado que es un seguro, además de generar un ahorro para recuperar en el futuro ofrecen una indemnización adicional por fallecimiento o invalidez.

También se diferencia de los Planes de pensiones en que la ley obliga al PPA a ofrecer una garantía de tipo de interés a vencimiento, por lo que no puedes perder dinero con ellos, y como mínimo al jubilarte cobrarás lo aportado. Es ideal para cualquiera que piensa en ahorrar, no en invertir, especialmente si tienes un capital acumulado y quieres tenerlo asegurado, sin sobresaltos.

Como vemos son parecidos pero no iguales, aunque ambos son productos diseñados para quien desee ahorrar y procurarse unos ingresos en el momento de la jubilación, tienen ventajas fiscales, y son movilizables. De esta forma la mejor opción dependerá de la vocación inversora de cada uno, si estamos dispuestos a asumir riesgos y situarnos en el punto entre riesgo y rentabilidad que nos resulte más cómodo.

Es importante saber también que los dos son compatibles y se pueden adquirir a la vez, pudiendo traspasar en cualquier momento cantidades de plan de pensiones a un PPA, o viceversa, las veces que deseemos sin consecuencias fiscales. La aportación máxima permitida es de 8.000 euros y existen otros límites que pueden afectarte.

¿Cuál es tu perfil inversor? ¿Qué riesgo estás dispuesto a asumir? Si necesitas mas información para poder decidir estaremos encantados de asesorarte y poder darte la fórmula completa para asegurarte una jubilación tranquila. Ahora es el momento de hacer planes de verdad, ahora tienes la oportunidad de comenzar una buena acción, preparar un ahorro a medio plazo y contribuir a mejorar la estabilidad de nuestro país.

Fuente: estamos-seguros.es y elaboración propia

 

Etiquetas: , ,

Deducciones para el propietario y el inquilino de una vivienda

alquiler de viviendaDeducciones para el inquilino

Deducción estatal: Una de las novedades de la campaña de la renta de 2015 es el fin de la deducción estatal por alquiler de una vivienda para uso habitual para contratos de arrendamiento firmados a partir del 1 de enero de 2015.

Se mantiene por lo tanto la deducción del 10,05% para contratos firmados con anterioridad a esa fecha y para los casos en los que se produce una prórroga de un contrato celebrado con anterioridad a 1 de enero de 2015 durante los periodos impositivos en los que continúe la vigencia del contrato.

Deducción autonómica: esta deducción es más elevada que la estatal y puede incluirse en la declaración de la renta independientemente de cuándo se haya firmado el contrato (Baleares, Murcia y La Rioja son las únicas comunidades autónomas que no contemplan ningún tipo de beneficio fiscal en este sentido).

Deducciones para el propietario 

El propietario de una vivienda también puede beneficiarse de una serie de desgravaciones si tiene alquilado algún inmueble incluyendo como rendimientos del capital inmobiliario los ingresos obtenidos. Podrá deducir los gastos necesarios para la obtención de esos ingresos recogidos en el informe del REAF:

  • Los intereses producidos por créditos que se abonen por la compra de la vivienda.
  • Los tributos que incidan sobre los rendimientos o sobre la vivienda (el IBI, la tasa de basuras, el alumbrado, etc.)
  • Impagos: aunque el inquilino no satisfaga la renta, el arrendador debe computar como rendimiento íntegro las cantidades exigibles correspondientes al arrendamiento. En el caso de que la deuda fuera cobrada posteriormente a su deducción como gasto, deberá computar el ingreso en el año en que se produzca dicho cobro.
  • Los gastos de formalización del arrendamiento y los de defensa de carácter jurídico.
  • Los gastos de conservación y reparación (que no incluyen las cantidades destinadas a la ampliación o mejora de la vivienda).
  • Los contratos de seguro (de responsabilidad civil, incendio, robo, rotura de cristales u otros de naturaleza análoga).
  • Las cantidades destinadas a servicios o suministros (luz, agua, gas, teléfono).
  • El importe que se destine a la amortización de la vivienda, siempre que responda a su depreciación efectiva. Su cálculo se realiza aplicando el porcentaje del 3% sobre el mayor de los siguientes valores: el coste por la compra de la vivienda o el valor catastral, ambos sin incluir el valor del suelo.

Una vez deducidos los gastos los caseros podrán beneficiarse de una reducción del 60%. Esta reducción no puede aplicarse a los alquileres de temporada o a los alquileres con servicios de hostelería.

Por último, para la tranquilidad de los arrendatarios, queremos señalar la existencia de seguros de alquiler que cubren las situaciones detalladas anteriormente como el impago de rentas o suministros, actos vandálicos y defensa jurídica.

Fuente: libremercado.com y elaboración propia

 

Etiquetas: ,