RSS

Archivo de la etiqueta: parejas de hecho

Las parejas de hecho y los seguros

parejas de hechoEn la sociedad española actual, constituir una pareja de hecho es una fórmula habitual de convivencia entre dos personas, del mismo o distinto sexo, que no quieren utilizar las normas tradicionales del matrimonio como destino para toda la vida, pero confían en un proyecto afectivo común. Sin embargo la voluntad de permanecer unidos puede afectar a los miembros de la pareja por aplicación de distintas reglas legales que van apareciendo, especialmente en las Comunidades Autónomas, si se producen hechos o circunstancias que afecten al seguro; Por este motivo desde esta atalaya identificaremos y propondremos algunas soluciones para las mismas.

En general la regulación de las parejas de hecho en nuestro país es confusa. Tomemos como ilustración la situación de Ángel y María, que se conocen desde hace algún tiempo, trabajan ambos, él como autónomo consultor para empresas en cumplimiento de normativa legal y ella como trade marketing de una multinacional; deciden irse a vivir al piso alquilado por María hace 3 años, con su hija Sara de 4 años, fruto de otra relación sentimental. La vida laboral y social de ambos es intensa y no han pactado nada por escrito. Los escenarios ficticios podrían ser los siguientes:

  • La convivencia puede devenir en responsabilidad por la titularidad del contrato de arrendamiento, el uso de la vivienda y sus instalaciones, la relación con la Comunidad de Propietarios, el uso de los elementos comunes como piscina, zona deportiva y el cuidado de los hijos si los hay. ¿Es necesario proponer al arrendador la incorporación de ambos al contrato de alquiler? La Ley 29/1994 de 24 noviembre de Arrendamientos Urbanos, reconoce supuestos de subrogación a favor de la persona que hubiera venido conviviendo con el arrendatario un período mínimo de dos años.
  • En caso de un siniestro, la compañía de seguros ¿le considera un tercero o un Asegurado a los efectos de la cobertura de Responsabilidad Civil? La relación de afectividad tiene una repercusión muy directa en las reclamaciones y las indemnizaciones en el ámbito penal, administrativo y procesal. El Baremo de la Ley de Responsabilidad Civil y Seguro en la Circulación de Vehículos a Motor dice que solo tiene derecho a indemnización igual a la del cónyuge, las uniones consolidadas. ¿Deben de comunicar a la Aseguradora que hay dos Asegurados? ¿Pueden ambos conducir los vehículos del otro? ¿Quién disfruta del período de maternidad? ¿Cómo se regulan los beneficios sociales de la empresa y el convenio colectivo? Ejemplo número uno. Ángel está trabajando desde casa y al mismo tiempo quiere sorprender a María con una cena romántica, estaba tan involucrado en el informe que no reparó en que en la cocina se inició un fuego que rápidamente alcanzó la campana  y los muebles. Intervinieron los bomberos y varios vecinos; Los daños fueron cuantiosos a la propia vivienda y a los colindantes. El seguro del continente está a nombre del propietario de la vivienda y el de contenido de María ¿pagará la aseguradora los daños causados por Ángel?
  • La ruptura de la pareja después de una convivencia, ¿afecta a los contratos de seguro que hayan podido firmar conjuntamente? Ejemplo número dos. María reserva un estupendo viaje a Japón a través de la acción social de su empresa y asegura el mismo, para el caso de no poder viajar. Dos días antes de iniciarlo Ángel tiene que ser intervenido de apendicitis y no puede moverse de la cama, ¿le pagará la aseguradora los gastos de la cancelación del viaje?
  • El ciclo de la vida es inexorable y a lo largo del tiempo se pueden presentar situaciones de enfermedad, pérdida del puesto del trabajo, incapacidad temporal, invalidez o muerte de uno o de ambos. ¿Quiénes son los beneficiarios de los seguros contratados? ¿Quién y cómo debe tributar? ¿Es válido el testamento vital? ¿Qué legislación se aplicará si ambos son de nacionalidad diferente, o incluso de Comunidad Autónoma distinta? Ejemplo número tres. María es víctima de un trágico accidente de aviación, ¿a quién debe pagar la indemnización la aseguradora? En el contrato de seguro de vida es habitual el término “cónyuge” y la designación genérica de beneficiarios a tal figura. ¿Se puede considerar a la pareja de hecho beneficiaria en una designación así?  En el artículo 85 de la Ley 50/1980 de 8 de octubre de Contrato de Seguro, solo hace referencia expresa al cónyuge como beneficiario y no a otras formas de unión afectiva, por tanto la designación de beneficiario adquiere gran importancia. ¿Tiene Sara derecho a percibir alguna indemnización que asegure su educación?  El artículo 174 de la Ley 40/2007 de medidas en materia de Seguridad Social establece un mínimo de cinco años de convivencia demostrable para equipararla a una relación de afectividad similar a la conyugal.

Parece obvio que recibir asesoramiento legal es imprescindible y contar con la ayuda de una Correduría de Seguros que planifique cómo ordenar el riesgo de la convivencia son decisiones muy acertadas, especialmente porque además el costo de ambas acciones representa menos de lo que supone una cena a la carta un viernes por la noche.

Algunos consejos para situaciones comunes, si cada uno ya tiene su propio seguro, será decidir si sale más rentable mantener las pólizas separadas o conjuntas. La finalidad de los seguros es estar cubierto en caso de que suceda algún imprevisto, por lo tanto revisar y si procede, actualizar los beneficiarios de las posibles indemnizaciones. En el seguro de la vivienda, comprobar las coberturas del continente (el edificio), del contenido (mobiliario, ajuar y útiles profesionales) y la responsabilidad civil general y personal, adaptar las sumas aseguradas a la realidad de lo que costaría su reposición a valor de nuevo. Unificar todos los seguros en una Correduría facilitará las gestiones y reducirá su precio.

Anuncios
 

Etiquetas: , ,

Parejas de Hecho: Nueva Sentencia del Tribunal Supremo

El Tribunal Supremo ha determinado que las parejas de hecho no podrán ser acreditadas con el Libro de Familia.

La siguiente normativa sobre viudedad de la Ley General de la Seguridad Social es la única que define a dicho tipo pareja: aquellos que, no hallándose impedidos para contraer matrimonio y que no tengan ningún vínculo matrimonial con otra persona, acrediten una convivencia estable como pareja durante un mínimo de cinco años, teniendo que acreditarse mediante la inscripción en los registros de las Comunidades Autónomas o Documento Público con una antelación mínima de dos años al fallecimiento del causante.

En general, pensamos que el Libro de Familia, como Documento Público, es prueba suficiente de convivencia, sin embargo éste no solo se entrega a los matrimonios sino también a los padres de un hijo no matrimonial, por lo tanto no prueba la existencia de una relación de hecho. Tampoco las certificaciones de empadronamiento y convivencia pública y estable de los Ayuntamientos son válidas para obtener una pensión de viudedad en estos supuestos.

El seguro privado aporta soluciones económicas para asegurar el patrimonio y el futuro de éstas familias:

Póngase en contacto con José Silva Correduría de Seguros para informarse sobre los seguros personales más adecuados a sus necesidades:

Tlf.: 915 353 009
josilva@josilva.com
www.josilva.com

 

Etiquetas: , ,