RSS

Archivo de la etiqueta: pensión

CLAVES PARA AHORRAR DE CARA A LA JUBILACIÓN

CLAVES PARA AHORRAR DE CARA A LA JUBILACIÓNCuando nos referimos a ahorrar, los españoles compartimos los mismos objetivos: comprar una vivienda, cambiar de coche o realizar ese ansiado viaje que llevamos año tras año posponiendo, pero solemos olvidar un tema tan trascendental como es nuestra jubilación, bien por que todavía la apreciamos muy lejana, o por que los gastos del día a día nos impiden centrarnos en ella. Si bien es cierto que cuestiones como el aumento de la edad de jubilación, el cómputo de más años para el cálculo de la pensión y la precariedad del sistema público han generado en los últimos meses un aumento de la preocupación por nuestras futuras pensiones, la realidad es que en nuestro país la tasa de ahorro no ha dejado de descender desde el inicio de la recuperación económica, situándose muy por debajo de la media europea, y así queda reflejado en encuestas elaboradas por el Instituto Santa Lucia sobre “Jubilación y los Hábitos de Ahorro”, con datos como que ocho de cada diez españoles cree aconsejable ahorrar para la jubilación pero solo el 28% lo lleva a cabo.

Debemos ser conscientes que ahorrar para el futuro no es una opción sino una necesidad, y que si seguimos unos sencillas pautas conseguiremos vivir dignamente una vez abandonemos el mercado laboral:

Cuanto antes mejor: Una de las claves de cualquier estrategia de ahorro para lograr asegurarse un buen complemento a la pensión pública de jubilación es la anticipación. Debemos comenzar lo más pronto posible a guardar un porcentaje del sueldo mensual, aunque sea pequeño, ya que lo verdaderamente importante es empezar y adquirir el hábito y la constancia.

Regularidad: De poco sirve empezar a ahorrar tan pronto como se ingrese en el mercado laboral si falta constancia y disciplina, es mas conveniente aportar pequeñas cantidades de forma asidua que cantidades mayores de forma esporádica. Los seguros basan su éxito en la reinversión de los intereses, sin tener que tributar anualmente por las plusvalías.

Cuota: Los expertos recomiendan intentar ahorrar en torno a un 8 por ciento de los ingresos, pero debemos ser conscientes de que cuanto más tarde se comience, mayor deberá ser la cantidad de dinero destinada para poder asegurar una jubilación tranquila. Un millennials tendría que aportar 80 euros mensuales para vivir con dignidad cuando se jubile ¿ a qué es posible?

Motivación: Cuando todavía se ve muy lejana la llegada de la jubilación, resulta complicado apreciar la necesidad de ahorrar. Una forma sencilla de ayudarnos a cumplir nuestros objetivos es imaginarnos ahora cómo deseamos que sea nuestra vida una vez jubilados y ponerle cifras a esa forma de vida.

Inversión: Si se comienza a ahorrar a una edad temprana, y sobre todo si se hace con regularidad y perseverancia, llegará un momento en el que se dispondrá de un capital suficiente para invertir y así generar rentabilidad. Aunque existen numerosos productos para ello, destinados a distintos perfiles de ahorrador, sin duda los más recomendables son los planes de pensiones, que ofrecen un excelente tratamiento fiscal para el ahorro garantizado sin riesgo, y los seguros de inversión o jubilación, ideales para personas que desean un interés garantizado al ahorro que tenga como finalidad poseer en su jubilación un excelente complemento a la pensión de la Seguridad Social.

Queda claro que si deseamos tener una jubilación tranquila y sin complicaciones debemos ser precavidos y comenzar a ahorrar lo más pronto posible, de una manera regular y contando con una fórmula de ahorro de confianza. Para ello es necesario contar con un asesoramiento de calidad e independiente que ayude a planificar y llevar a cabo las medidas que garanticen alcanzar el objetivo planeado para nuestra jubilación. Acude a una Correduría de Seguros.

 

Fuentes: seg-social.es, institutossantalucia.es y elaboración propia.

Anuncios
 

Etiquetas: , , , , ,

¿QUÉ ES LA JUBILACIÓN ACTIVA?

¿QUÉ ES LA JUBILACIÓN ACTIVA?Actualmente, una persona mayor de 65 años es una persona activa, socialmente conectada, habituada al uso de la tecnología, con múltiples aficiones, que se encuentra en buen estado de salud y posee una gran experiencia profesional, así como facilidad de compaginar vida familiar con laboral. Por todo ello, resulta lógico que todo jubilado que lo desee tenga la posibilidad de compatibilizar su pensión con un empleo, ya sea por cuenta propia o ajena, y así está establecido en el Real Decreto-Ley 5/2013, donde fue introducida la figura del pensionista activo, así como los requisitos que debe cumplir:

  • El acceso a la pensión deberá haber tenido lugar una vez cumplida la edad reglamentaria, no siendo admisibles jubilaciones acogidas a bonificaciones o anticipaciones de la edad.
  • Es necesario haber alcanzado la pensión máxima a la que pueda acceder cada trabajador.

El pensionista activo cobrará el 50 por ciento de la cuantía de la pensión que venía recibiendo, independientemente de la jornada que trabaje o la actividad que realice, aplicándose las revalorizaciones anuales correspondientes. Cuando se de por finalizada la actividad laboral se volverá a percibir la pensión de la jubilación integra, y no se modificará la pensión de jubilación por haber desarrollado actividad laboral. El trabajador cotizará a la Seguridad Social únicamente por incapacidad temporal y por contingencias profesionales, y además quedará sujeto a una cotización especial de solidaridad del 8 por ciento, no computable para las prestaciones.

Hay que tener en cuenta que a la figura del pensionista activo hay que sumar otras modalidades que ya existían con anterioridad y siguen manteniéndose tras la entrada en vigor del Real Decreto del 2013:

  • Jubilación Parcial: consiste en reducir la jornada laboral en los últimos años de vida laboral y cobrar proporcionalmente parte del sueldo y la pensión hasta jubilarse definitivamente.
  • Jubilación Flexible: permite compatibilizar la pensión ya reconocida, con la realización de un trabajo a tiempo parcial, dentro de los límites de jornada fijados, con carácter general, entre un 75% y un 25%.
  • Percibir la pensión y realizar trabajos por cuenta propia, cuyos ingresos anuales totales no superen el salario mínimo interprofesional, en cómputo anual.
  • Percibir la pensión y mantener la titularidad del negocio o establecimiento mercantil, siempre que no se lleve a cabo ningún trabajo que no sea el ejercicio de las funciones inherentes a dicha titularidad.

 

Vemos, por tanto, que es posible haber cumplido la edad ordinaria de jubilación y seguir trabajando, bien por cuenta ajena o propia, y al mismo tiempo recibir la pensión. ¿Te estás planteando esta posibilidad en tu futuro? Si es así, invertir ahora en un buen Plan de Pensiones te dará seguridad y tranquilidad. Para ello José Silva Correduría de Seguros te ofrece distintas alternativas, como son el Plan de previsión asegurado y plan de pensiones y el Seguro de inversión (medio y largo plazo) y seguro de jubilación, que sin duda nos harán disfrutar del mañana como merecemos.

Fuentes: seg-social.es, boe.es y elaboración propia.

 

 

Etiquetas: , ,

Invertir para su jubilación

plan-pensiones-ahorrarEs cada vez más necesario ahorrar de cara a la jubilación para complementar la posible y futura pensión del Estado si se tiene intención de alcanzar un bienestar e independencia económica . Pero, ¿dónde invertir? Una buena opción es  combinar los productos de ahorro previsión a largo plazo que existen: planes de pensiones, planes de previsión asegurada o planes individuales de ahorro sistemático ( PIAS ) con otras alternativas que cuenten con mayor liquidez: bonos, depósitos, acciones, etc. Alinearse con el dicho de no poner todos los huevos en la misma cesta.

Hay que tener en cuenta la fiscalidad y la liquidez, dos aspectos fundamentales que los diferencian, y el perfil ahorrador que tiene cada uno, conservador, moderado o arriesgado, aunque la realidad es que entre los productos más conservadores y los arriesgados la diferencia no es mayor a un dos por ciento a largo plazo. Los planes de pensiones son más ventajosos fiscalmente, sin embargo con un fondo de inversiones puedes disponer del dinero en cualquier momento, con el riesgo de perder parte de la inversión realizada. La oferta de fondos es muy amplía y permite encontrar la alternativa que mejor se adapte a cada perfil de ahorrador y al paso de tiempo. Por eso sería una opción muy recomendable; además se puede cambiar de estrategia en función de las necesidades personales y de la evolución de los mercados sin tener que vender el producto, estando este traspaso exento de tributación. También permiten traspasos los planes de pensiones y los planes de previsión asegurada, con objeto de adaptarse a las circunstancias de los mercados financieros.

La diferencia entre planes y fondos aumenta con el tiempo y con la rentabilidad, en beneficio de los primeros. Por lo tanto los planes de pensiones deben hacerse cuanto antes para aprovecharse del efecto temporal.

Elija las opciones que elija, los productos de ahorro previsión y los fondos de inversión siempre deben de contratarse con el asesoramiento experto de profesionales independientes como la Correduría de seguros y no dejarse intimidad por la presión de las entidades financieras.

Fuente: finanzas.com y elaboración propia

 

Etiquetas: , , , , ,