RSS

Archivo de la etiqueta: riesgos

EL DEBATE SOBRE LOS PATINETES ELÉCTRICOS Y COMO ASEGURARLOS

EL DEBATE SOBRE LOS PATINETES ELÉCTRICOS Y COMO ASEGURARLOSHasta que se han conocido los primeros accidentes con lesiones, ésta nueva forma de circulación resultaba incómoda porque se utilizan las aceras y las vías públicas sin restricción alguna, sin embargo el pasado mes de septiembre se produjo en nuestro país el segundo fallecimiento causado por un patinete eléctrico. La víctima fue la conductora de uno de estos instrumentos eléctricos, que tras perder el control se precipitó a la calzada y fue arrollada por un coche, produciéndole la muerte instantánea. Hace pocos días conocíamos la noticia de que tan solo un mes antes, una anciana de 92 años fue atropellada por un joven que también conducía un patinete eléctrico. No iba demasiado rápido, tampoco había mucha gente por la calle por la que circulaba, pero iba mirando el móvil, lo que provocó el impacto, que la mujer se golpease contra el suelo y falleciera a las pocas horas en el hospital, por lo que el causante podría ser acusado de homicidio imprudente.

Los patinetes eléctricos se han popularizado a gran velocidad y se han convertido en un nuevo medio de transporte motorizado en el tráfico urbano de nuestras ciudades, en consecuencia la posibilidad de causar daños es inherente a su uso. El problema viene dado por el limbo legal en el que todavía permanecen: no está limitada su velocidad, no es necesario ningún permiso para conducirlo ni hace falta que posea algún tipo de seguro. Estamos hablando de medios de locomoción capaces de alcanzar velocidades de 50 kilómetros por hora, casi como un ciclomotor, que es habitual verlos transitar entre los peatones, y que se prevé que se multipliquen tras la campaña navideña, debido a que son asequibles económicamente (pueden encontrarse por poco más de 150 euros), no consumen gasolina y no se necesitan trámites adicionales para su posesión. Algunos ayuntamientos, con retraso, han tomado cartas en el asunto, como por ejemplo el de Valencia y Madrid que ha ordenado a las empresas que operan que retiren todos los patinetes eléctricos por no cumplir los requisitos que exige la nueva ordenanza municipal, o el de Barcelona que ha puesto en marcha una campaña para dar a conocer la nueva normativa de circulación que deberán cumplir los conductores de este tipo de vehículos. Por su parte la Dirección General de Tráfico (DGT) acelera la tramitación de ordenanzas de movilidad que establezcan los límites de los patinetes eléctricos, cuyas pautas parecen bastante claras: los aparatos de dos ruedas deberán circular por la calzada, ya sea por el carril bici o compartiendo espacio con el resto de vehículos, nunca por la acera. También se limitará su velocidad a 25 kilómetros por hora y se estudia si será necesario el uso obligatorio de casco y la posesión de un seguro para vehículos. Su uso entraña riesgos para quien los conduce y para terceros que pueden sufrir daños personales y materiales.

Llegados a este punto, debemos aclarar que los patinetes eléctricos, al no ser vehículos a motor, actualmente no requieren de una autorización administrativa para circular, y el conductor no necesita de la titularidad de permiso o licencia de conducción, ni tampoco de un seguro obligatorio. Ésto implica que si el usuario de un patinete causa un accidente, deberá el mismo responder de los posibles perjuicios por sus actos imprudentes, así lo recoge nuestro Código Civil. Es por ello que si somos propietarios, o tenemos planeado adquirir uno de estos vehículos, conviene que nos cercioremos previamente de si nuestro Seguro de hogar cubre la responsabilidad civil por el uso de estos vehículo de movilidad personal (VMP).En el caso que no sea así, será necesario contratar un Seguro de Responsabilidad Civil Privada, que nos cubra en el caso de ocasionar un siniestro y un Seguro de Accidentes para hacer frente a nuestras posibles lesiones y recomposición estética. Ambos seguros suelen incluir coberturas de Defensa Jurídica y de Reclamación de daños, muy necesarias en el caso de ser víctimas de un incidente y necesitar asistencia jurídica en el proceso de reclamación.

Hasta el momento en que la DGT haga pública la nueva ley sobre patinetes eléctricos, no conoceremos con exactitud las normas que se establecerán, pero ello no debe condicionarnos a no aplicar unas medidas básicas de seguridad al utilizarlo, que protejan tanto nuestra integridad como la de las personas que nos rodean:

  • Utilizar siempre casco, que sea homologado y de calidad. Debemos comprobar antes de ponernos en marcha que esté bien sujeto y abrochado con las correas.
  • Nunca utilizar auriculares al conducir, ni éste ni ningún otro tipo de vehículo. Es importante mantener la concentración y todos nuestros sentidos dispuestos para recibir la información del exterior.
  • Mantener una velocidad moderada, que nos permita frenar con seguridad ante una situación inesperada. Debemos ser prudentes y reducir la marcha cuando compartamos la vía con otros usuarios
  • Guardar siempre una prudente distancia de seguridad a nuestro alrededor.
  • Obedecer todas las señales de tráfico y conocer la normativa de seguridad vial.
  • Efectuar un mantenimiento del patinete con frecuencia, que incluya revisión de frenos, la presión de las ruedas, el sistema de amortiguación, la holgura de las piezas, los cables de alimentación de la batería, etc.

Pero sin duda, el mejor consejo es ser prudente, respetuoso y usar el sentido común. Vivimos en sociedad, y por ello necesitamos observar unas normas esenciales de comportamiento que ayuden a mantener la seguridad de todas las personas que la forman, y así lograr convertir nuestras ciudades en lugares mas amables y agradables.

 

Fuentes: rtve.es y elaboración propia.

Anuncios
 

Etiquetas: , , , , ,

¿TIENE RIESGOS EL USO DEL AIRE ACONDICIONADO?

¿TIENE RIESGOS EL USO DEL AIRE ACONDICIONADO?En demasiadas ocasiones asumimos riesgos a cambio de confort. El cambio climático está originando que los últimos veranos estén siendo protagonizados por olas de calor cada vez más extremas y prolongadas, que afectan a todas las Comunidades de nuestro país y que están suponiendo una generalización del uso del aire acondicionado. Cuando las temperaturas son muy elevadas es casi imposible resistirse a él, pero debemos ser conscientes de que si no realizamos una correcta utilización de este electrodoméstico, nuestra salud puede verse expuesta a diversos riesgos.

Tanto es así, que se estima que hasta un 20 por ciento de los cuadros catarrales, de laringitis, faringitis o procesos bronquíticos que se producen en verano son a causados por el uso inadecuado del aire acondicionado. Esto es debido a que su utilización rebaja la humedad del ambiente, causándonos sequedad de la mucosa nasal y de la vía respiratoria superior, que pueden desembocar en irritación e inflamación. Para prevenir estas molestias es recomendable mantener un nivel adecuado de hidratación corporal, mediante la ingesta de agua, siempre que tengamos en funcionamiento este dispositivo de ventilación. También es conveniente evitar los cambios bruscos de temperatura que se producen cuando pasamos de un lugar con aire acondicionado a otro caluroso, ya que el cuerpo debe tener un tiempo para aclimatarse y lograr evitar así los molestos refriados de verano.

Pero si en un tema hay que hacer especial hincapié, es en el mantenimiento. Es esencial que los sistemas de aire acondicionado sean revisados y limpiados de forma periódica, ya que en caso contrario el sistema puede acumular gérmenes u otro tipo de sustancias orgánicas muy nocivas para nuestra salud. Hongos como el Aspergillus niger y el Aspergillus fumigatus, que pueden provocar rinitis, asma, neumonía o neumonitis por hipersensibilidad, suelen desarrollarse en los conductos de los aires acondicionados que no cuentan con un correcto mantenimiento, pero la mayor amenaza es la bacteria legionella pneumophila, responsable de la neumonía por legionela. Esta grave enfermedad, que se contrae por respirar vapor de agua contaminado, adquirió su denominación en 1976, cuando apareció un brote epidémico de neumonía entre los participantes de la 58º convención de la Legión Americana en Filadelfia (EE.UU.). Cuando la instalación causante es propiedad de terceros cabe la posibilidad de iniciar acción de reclamación por los daños y molestias sufridos; Disponer de un seguro de Protección Jurídica facilita ejercer tus derechos porque incluye informes periciales y gastos jurídicos.

En la actualidad, es raro encontrar algún centro comercial, sanitario u otro lugar público que no cuente con el uso del aire acondicionado para el bienestar de sus visitantes. Desde el año 2013, dichas instalaciones están obligadas por el Reglamento de Instalaciones térmicas en los Edificios (RITE) a encargar a una empresa autorizada la realización del mantenimiento de la instalación térmica y a llevar a cabo las inspecciones necesarias. Las Comunidades de Propietarios que cuenten con un servicio común de aire acondicionado, o que tengan planeada su instalación, deben saber que tienen que seguir una serie de normativas específicas, incluidas tanto en el RITE como en el RD 795/2010, (por el que se regula la manipulación de gases fluorados y equipos basados en los mismos, así como la certificación de los profesionales que los utilizan) Dichas normas establecen que los equipos de aire acondicionado sólo pueden ser instalados por un profesional que disponga de la habilitación en instalaciones térmicas y deben ser revisados por empresas de matenimiento que tenga la habilitación de empresa de gases fluorados y estar dadas de alta como productoras de residuos ante la Consejería de Medio Ambiente y disponer de los seguros obligatorios legalmente regulados en cuantía y amplitud. Por todo ello, si en tu CCPP estáis considerando la instalación de un sistema de aire acondicionado, es conveniente que busquéis primero la recomendación de vuestro Administrador de Fincas, así como la de una buena Correduría de Seguros que os informe de qué polizas cubren los posibles riesgos que puedan afectar a la obra.

Cada vez que usemos el aire acondicionado, debemos hacerlo de una forma responsable y consciente, recordando que la temperatura recomendada por los especialistas es entre 22 y 24 grados y la humedad del aire debe oscilar entre el 35 y el 60 por ciento. Debemos extremar las precauciones con las personas especialmente sensibles o vulnerables al uso del aire acondicionado, como son los pacientes con enfermedades respiratorias crónicas, los niños y los ancianos. El paso del calor al frío y viceversa es el responsable de que nuestro organismo esté constantemente en alerta, y ello puede provocarnos distintas patologías que pueden arruinar nuestras vacaciones. Contar con un buen Seguro de salud, que proteja a nuestra familia, es sin duda la mejor opción para disfrutar del verano con tranquilidad y protección garantizadas.

 

Fuentes: bbc.com, boe.es y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , ,

DEPORTES ACUÁTICOS: RIESGOS Y SEGUROS

DEPORTES NAUTICOS RIESGO Y SEGUROSLa playa ya no sólo es sinónimo de tomar el sol, relajarse debajo de una sombrilla o refrescarse en el chiringuito, los deportes acuáticos han invadido los arenales de nuestro país y cada nueva temporada de verano son más lo que optan por cambiar la tumbona por un remo o una tabla y aprovechar para ejercitarse o liberar adrenalina. Hay para todos los gustos, si lo que buscas son emociones fuertes, apúntate nombres como Kitesurf, Flyboard que son los que más están pegando este verano, pero si eres más de disfrutar del paisaje, lo tuyo es el Paddle surf o las clásicas piraguas.

Si hay algo que tienen en común los deportes acuáticos es lo divertida que es su práctica, pero también que cuentan con un plus de peligrosidad extra al ser realizados en el agua. Por ello es muy importante que siempre que vayamos a practicar uno de estos refrescantes deportes, tengamos unos mínimos conocimientos previos y contemos con las medidas de seguridad y protección necesarias. La mayoría de los accidentes que acontecen son causados por la falta de experiencia, la falta de atención o por el uso de equipos defectuosos o inadecuados, y pueden ser fácilmente prevenidos siguiendo una serie de recomendaciones. A continuación te exponemos las principales:

  • El primer consejo es esencial: aprende algo de natación. No es necesario que te conviertas en un nadador profesional, pero si que debes tener unas nociones básicas.
  • Observa la bandera que determina el estado del mar antes de practicar cualquier tipo de deporte náutico, o pregúntale al socorrista si está un día propicio para efectuarlo. Si la bandera es de color amarilla, extrema las precauciones, si es roja mejor déjalo para otro día.
  • Ten mucho cuidado con las mareas y las corrientes. A la hora de practicar deportes acuáticos opta siempre por los lugares más tranquilos. Si te encuentras atrapado en una corriente, recuerda avanzar en paralelo a la costa hasta que estés fuera de ella.
  • Controla la profundidad y conoce el fondo, ya que el peligro no solo está en la superficie, sino también por debajo de ella. Trata de evitar las zonas donde haya muchas rocas o donde los suelos sean pantanosos.
  • Usa un chaleco salvavidas homologado e infórmate bien de qué necesitas para cada deporte y equípate correctamente. Si no cuentas con todos los accesorios necesarios, o alguno de ellos está en mal estado, es mejor que pospongas tu ejercicio.
  • Los deportes náuticos requieren de un significativo esfuerzo físico y se realizan bajo el sol, por lo cual nuestro cuerpo pierde gran cantidad de agua al realizarlos. No debes olvidar hidratarte abundantemente antes y mientras los practicas.
  • Mucho cuidado con las insolaciones y quemaduras. No te dejes engañar por la brisa marina que te puede hacer pensar que no estás recibiendo mucha luz solar directa, protégete la cabeza y usa abundante protector solar.
  • El alcohol influye en el equilibrio y en la cordinación, y sus efectos se magnifican por el sol y el calor, nunca practiques ningún tipo de deporte acuático si has bebido.

Siempre que vayas a realizar cualquier deporte acuático, bien sea en el mar o en un río, debes ser consciente que te vas a exponer a diversos riesgos. Es por ello que debes extremar las precauciones y contar con un equipo de protección eficiente y en perfecto estado de conservación. Si has contratado los servicios de una empresa que realiza actividades acuáticas, asegúrate de que posea un seguro de responsabilidad civil, y un seguro de accidentes, que en caso de percance te garanticen la mejor cobertura médica y hospitalaria.

 

Fuentes: mscbs.gob.es y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , , ,