RSS

Archivo de la categoría: responsabilidad civil

CIBERSEGURIDAD: UNA NECESIDAD PARA LA NUEVA GENERACIÓN

ciberseguridad una necesidad para la nueva generacionLas redes sociales pueden cambiar nuestra forma de pensar y actuar. Según los últimos datos aportados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en España el 75% de los niños de 12 años cuenta con su propio teléfono móvil, cifra que seguramente aumentará tras las fiestas navideñas, donde sin duda los smartphones y tablets han sido el regalo estrella para muchos menores. Debemos ser conscientes de que estas herramientas tecnológicas, que seguramente aportará muchas posibilidades de comunicación, ocio y aprendizaje a los mas pequeños, además de poseer cámara de fotos y vídeo, juegos y un sinfín de aplicaciones, están conectadas a Internet, hecho que aunque en primer momento no nos lo pueda parecer, puede traer consigo una serie de riesgos y peligros asociados. Las agresiones a través de medios digitales han aumentado de manera significativa entre los escolares, convirtiendo al denominado ciberacoso en un problema de primera índole en nuestro país, donde menores y adolescentes se enfrentan diariamente al envío, publicación o difusión de contenido negativo, perjudicial, falso, o cruel sobre su persona, provocándoles humillación o vergüenza. Las principales vías de difusión de este contenido malintencionado o incluso amenazante son las redes sociales, como Facebook, Instagram, Snapchat, Twitter y TikTok, pero la mensajería instantánea (a través de dispositivos, servicios de proveedores de e-mail, aplicaciones y funciones de mensajería de las redes sociales) y los videojuegos on line no se libran de estos tipos de comportamientos.

Por si esto fuera poco, las redes sociales también posibilitan que los menores y adolescentes contacten con desconocidos a través de la Red, pudiendo ser engañados a través de tácticas maliciosas como es el grooming, que se basa en la creación por parte de adultos de perfiles falsos, haciéndose pasar por menores con la intención de contactar con otros a través del engaño, el cariño simulado o fingiendo empatía. El gran peligro de esta práctica es el chantaje que el adulto realiza al menor una vez que se ha ganado su confianza y ha recibido imágenes del menor, en ocasiones de contenido erótico. A partir de aquí el adulto convierte la exigencia en algo habitual, con el objetivo de conseguir cada vez más imágenes y vídeos del menor e incluso concretar un encuentro.

Otro peligro de Internet y las redes sociales, que ocurre con más frecuencia de lo que nos podríamos imaginar, es la suplantación de identidad, bien apropiándose de una cuenta de un menor o adolescente, o mediante la creación de un perfil falso. Para el menor suplantado, el hecho de que creen un perfil con su nombre y lo utilicen de forma malintencionada puede acarrear un deterioro de su reputación, tanto en la vida real como en su imagen on line, discusiones y humillación. Además las consecuencias pueden alargarse en el tiempo, a pesar de que el perfil falso se elimine, y en el caso de que se haya expuesto información íntima, el daño a su privacidad puede llegar a ser permanente.

Con el objetivo de impedir que se den estos casos de riesgo, lo primero que debemos de hacer los adultos es utilizar el sentido común para comprobar si nuestro hijo tiene la madurez suficiente para poseer un dispositivo con acceso a Internet, un lugar donde el menor puede encontrar información no adecuada y en ocasiones, se producen abusos. En segundo lugar debemos formarnos y aprender todo lo posible acerca de estas nuevas tecnologías, ya que solo de esta manera seremos capaces de poder prevenir comportamientos de riesgo. Es sumamente importante acordar unas normas de uso claras, estableciendo lo que al menor le está permitido o no hacer y especialmente respecto al tiempo de uso (de día y no de noche, controlar su uso entre semana). No debemos de olvidar que existe multitud de software de control parental que puede ser instalado en el dispositivo del menor, y que nos permitirá denegar el acceso a determinados sitios webs, concretar la duración de la navegación o hacer un seguimiento de las páginas que ha visitado.

Conocedoras de que la ciberseguridad es una necesidad para garantizar la protección de las nuevas generaciones, algunas compañías de seguros ya han comenzado a incluir en sus pólizas de hogar coberturas que, además de los riesgos habituales, incluyen detección de delitos de acoso digital, suplantación de identidad en Internet, vigilancia activa de menciones en la red o borrado de huella digital. Si deseas obtener información de este producto o de cualquier otro seguro de ciberriesgo, no dudes en acudir a tu Correduría de confianza, donde te orientarán y te informarán sobre la póliza que mejor se adapta a tu caso específico.

Fuentes: ine.es, incibe.es y elaboración propia.

Anuncios
 

Etiquetas: , , , ,

EL DEBATE SOBRE LOS PATINETES ELÉCTRICOS Y COMO ASEGURARLOS

EL DEBATE SOBRE LOS PATINETES ELÉCTRICOS Y COMO ASEGURARLOSHasta que se han conocido los primeros accidentes con lesiones, ésta nueva forma de circulación resultaba incómoda porque se utilizan las aceras y las vías públicas sin restricción alguna, sin embargo el pasado mes de septiembre se produjo en nuestro país el segundo fallecimiento causado por un patinete eléctrico. La víctima fue la conductora de uno de estos instrumentos eléctricos, que tras perder el control se precipitó a la calzada y fue arrollada por un coche, produciéndole la muerte instantánea. Hace pocos días conocíamos la noticia de que tan solo un mes antes, una anciana de 92 años fue atropellada por un joven que también conducía un patinete eléctrico. No iba demasiado rápido, tampoco había mucha gente por la calle por la que circulaba, pero iba mirando el móvil, lo que provocó el impacto, que la mujer se golpease contra el suelo y falleciera a las pocas horas en el hospital, por lo que el causante podría ser acusado de homicidio imprudente.

Los patinetes eléctricos se han popularizado a gran velocidad y se han convertido en un nuevo medio de transporte motorizado en el tráfico urbano de nuestras ciudades, en consecuencia la posibilidad de causar daños es inherente a su uso. El problema viene dado por el limbo legal en el que todavía permanecen: no está limitada su velocidad, no es necesario ningún permiso para conducirlo ni hace falta que posea algún tipo de seguro. Estamos hablando de medios de locomoción capaces de alcanzar velocidades de 50 kilómetros por hora, casi como un ciclomotor, que es habitual verlos transitar entre los peatones, y que se prevé que se multipliquen tras la campaña navideña, debido a que son asequibles económicamente (pueden encontrarse por poco más de 150 euros), no consumen gasolina y no se necesitan trámites adicionales para su posesión. Algunos ayuntamientos, con retraso, han tomado cartas en el asunto, como por ejemplo el de Valencia y Madrid que ha ordenado a las empresas que operan que retiren todos los patinetes eléctricos por no cumplir los requisitos que exige la nueva ordenanza municipal, o el de Barcelona que ha puesto en marcha una campaña para dar a conocer la nueva normativa de circulación que deberán cumplir los conductores de este tipo de vehículos. Por su parte la Dirección General de Tráfico (DGT) acelera la tramitación de ordenanzas de movilidad que establezcan los límites de los patinetes eléctricos, cuyas pautas parecen bastante claras: los aparatos de dos ruedas deberán circular por la calzada, ya sea por el carril bici o compartiendo espacio con el resto de vehículos, nunca por la acera. También se limitará su velocidad a 25 kilómetros por hora y se estudia si será necesario el uso obligatorio de casco y la posesión de un seguro para vehículos. Su uso entraña riesgos para quien los conduce y para terceros que pueden sufrir daños personales y materiales.

Llegados a este punto, debemos aclarar que los patinetes eléctricos, al no ser vehículos a motor, actualmente no requieren de una autorización administrativa para circular, y el conductor no necesita de la titularidad de permiso o licencia de conducción, ni tampoco de un seguro obligatorio. Ésto implica que si el usuario de un patinete causa un accidente, deberá el mismo responder de los posibles perjuicios por sus actos imprudentes, así lo recoge nuestro Código Civil. Es por ello que si somos propietarios, o tenemos planeado adquirir uno de estos vehículos, conviene que nos cercioremos previamente de si nuestro Seguro de hogar cubre la responsabilidad civil por el uso de estos vehículo de movilidad personal (VMP).En el caso que no sea así, será necesario contratar un Seguro de Responsabilidad Civil Privada, que nos cubra en el caso de ocasionar un siniestro y un Seguro de Accidentes para hacer frente a nuestras posibles lesiones y recomposición estética. Ambos seguros suelen incluir coberturas de Defensa Jurídica y de Reclamación de daños, muy necesarias en el caso de ser víctimas de un incidente y necesitar asistencia jurídica en el proceso de reclamación.

Hasta el momento en que la DGT haga pública la nueva ley sobre patinetes eléctricos, no conoceremos con exactitud las normas que se establecerán, pero ello no debe condicionarnos a no aplicar unas medidas básicas de seguridad al utilizarlo, que protejan tanto nuestra integridad como la de las personas que nos rodean:

  • Utilizar siempre casco, que sea homologado y de calidad. Debemos comprobar antes de ponernos en marcha que esté bien sujeto y abrochado con las correas.
  • Nunca utilizar auriculares al conducir, ni éste ni ningún otro tipo de vehículo. Es importante mantener la concentración y todos nuestros sentidos dispuestos para recibir la información del exterior.
  • Mantener una velocidad moderada, que nos permita frenar con seguridad ante una situación inesperada. Debemos ser prudentes y reducir la marcha cuando compartamos la vía con otros usuarios
  • Guardar siempre una prudente distancia de seguridad a nuestro alrededor.
  • Obedecer todas las señales de tráfico y conocer la normativa de seguridad vial.
  • Efectuar un mantenimiento del patinete con frecuencia, que incluya revisión de frenos, la presión de las ruedas, el sistema de amortiguación, la holgura de las piezas, los cables de alimentación de la batería, etc.

Pero sin duda, el mejor consejo es ser prudente, respetuoso y usar el sentido común. Vivimos en sociedad, y por ello necesitamos observar unas normas esenciales de comportamiento que ayuden a mantener la seguridad de todas las personas que la forman, y así lograr convertir nuestras ciudades en lugares mas amables y agradables.

 

Fuentes: rtve.es y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , , ,

VACACIONES, MOVIL Y SU RELACIÓN CON LOS ACCIDENTES DE TRÁFICO

VACACIONES, MOVIL Y SU RELACIÓN CON LOS ACCIDENTES DE TRÁFICOLa implantación del carné por puntos supuso un antes y un después en la política de seguridad vial española y un importante cambio en nuestra cultura al volante, pero lo verdaderamente relevante es que fue una de las principales causas que lograron reducir la siniestralidad. Si en 2005 las víctimas en carretera llegaron a las 4.442, pasados 10 años de la introducción de este sistema se consiguieron rebajar hasta la cifra de 1.688 personas. Sin embargo, en los últimos años se ha producido un repunte de las muertes ocasionadas en accidentes de tráfico, lo que ha llevado a las autoridades a plantearse llevar a cabo una nueva reforma todavía mas restrictiva. La tecnología está detrás del incremento

En el punto de mira de los principales responsables de la Dirección General de Tráfico (DGT) se encuentra principalmente el uso del móvil al volante, ya que de las 600 muertes que se produjeron por una salida de vía el pasado año, una mayoría tuvo como causa el empleo del teléfono. En la actualidad, las distracciones y los despistes se han convertido en la primera causa de accidentes mortales, por delante del alcohol y la velocidad, por lo que la policía de tráfico ya ha comenzado a controlar la utilización del teléfono móvil en relación con los accidentes de circulación.

El importe de una multa de tráfico por el uso del móvil al volante asciende aproximadamente a los 200 euros y la pérdida de 3 puntos del carné de conducir, pero en el caso que esta distracción cause un accidente se considerará una imprudencia grave. Si en el siniestro se produjesen lesiones la pena podría oscilar entre 1 y 3 años de cárcel, además de la pérdida del carné por 4 años; y si hay algún fallecimiento, la pena será de hasta 4 años, con la privación del permiso de conducir por hasta 6 años.

Muchos conductores no son conscientes del peligro real que supone el uso del teléfono móvil ni los graves daños que puede ocasionar esta distracción al volante. Circulando a una velocidad de 100km/h una simple mirada a su pantalla supone recorrer a ciegas una distancia de 150 metros. Enviar un WhatsApp implica las tres formas de distracción existentes: la distracción visual (ojos fijos en el dispositivo), la distracción cognitiva (la mente está ocupada elaborando el mensaje) y la distracción manual (tecleando), equiparando su riesgo a la conducción con exceso de alcohol y multiplicando por 23 las posibilidad de provocar un accidente. Incluso el uso del manos libres no está exento de peligro, estudios recientes confirman que disminuye considerablemente la atención de los conductores a los obstáculos y peligros del camino. Por ejemplo dejas de prestar atención a las señales.

Al igual que los conductores, los peatones también deben evitar las distracciones e ir atentos a su alrededor cuando caminan, especialmente al cruzar las vías, pero la llegada de los smartphones ha provocado que muchos de ellos vayan andando distraídos sin despegar la vista de la pantalla. Este hecho se ha visto reflejado en un aumento de las infracciones cometidas por viandantes, así como el número de atropellos. Tanto es así que en muchas ciudades europeas, como por ejemplo Estocolmo, ya se utilizan señales viarias que advierten del peligro por peatones usando el smartphone.

Palo y zanahoria. Endurecer las sanciones y los controles de tráfico o incorporar en los automóviles sistemas que detecten si el conductor pierde la vista de la carretera son soluciones que pueden hacer reducir el número de accidentes de tráfico ocasionados por el uso del teléfono móvil, pero ninguna medida disuasoria puede ser tan efectiva como la educación y la formación en buenas conductas. Tenemos la tarea pendiente de concienciarnos sobre la importancia de un uso seguro y responsable de las nuevas tecnologías, así como de transmitir estas enseñanzas a las nuevas generaciones.

Otro tema fundamental que no hay que dejar de lado es el de la prevención y protección. Debemos ser consciente de que existe la posibilidad de que nosotros o nuestros seres queridos seamos víctimas de un temido accidente, por lo cual resulta fundamental estar siempre cubierto por un Seguro de Salud o un Seguro de Accidente y por supuesto una amplia garantía de reclamación de daños; desde la modificación del año 2015 desaparecieron los juicios de falta por accidente de tráfico y es necesario acudir a la vía civil para reclamar una indemnización que nos garantice la mejor atención y cuidados. El servicio Comparador de Seguros pone a nuestra disposición una selección objetiva de las mejores opciones, así como una herramienta online para conocer su precio aproximado en tan solo unos minutos.

Fuentes: dgt.es y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , , ,

¿ES OBLIGATORIO UN SEGURO PARA DRONES DE USO LÚDICO?

ES OBLIGATORIO UN SEGURO PARA DRONES DE USO LÚDICOLos grandes avances que en los últimos años se han logrado tanto en la tecnología de materiales como en los procesos industriales para la fabricación de piezas y componentes, han hecho posible que esos pequeños vehículos dirigidos por control remoto, por todos conocidos como drones, sean cada vez más ligeros, más resistentes y tengan una gran de variedad de formatos, así como de precios. Todo ello ha contribuido a la enorme popularización de estos aparatos de vuelo silencioso y despegue vertical, que para elevarse utilizan la fuerza de unos minúsculos motores que pueden hacer girar sus hélices más de 2500 veces por minuto.

Las ventas de drones para uso lúdico en nuestro país se van multiplicando año tras año, llegando a crecer hasta un 40 por ciento las pasadas navidades, y junto a ellas el desconocimiento de las normas básicas que deben cumplir los usuarios de esta nueva tecnología. ¿Debo adquirir alguna licencia de piloto para volar mi dron? ¿Puedo usarlo en cualquier lugar? ¿Es obligatorio algún tipo de Seguro?

En primer lugar debemos conocer que la responsable del control de esta aeronaves es la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), la cual ha establecido un protocolo de seguridad para la utilización de drones con fines recreativos o deportivos, del que conviene subrayar las siguientes normas de seguridad:

  • Está prohibido el uso de drones sobre ciudades o aglomeraciones de personas, como pueden ser parques, playas, campos de fútbol, etc.
  • No se pueden usar drones de noche o con malas condiciones meteorológicas.
  • El dron siempre debe estar a la vista del piloto, y nunca podrá superar una altura máxima de 120 m.
  • Se debe respetar una distancia mínima de 8 kilómetros con aeropuertos, aeródromos, helipuertos o lugares donde se realicen vuelos con parapente, ultraligeros o paracaidismo.

En resumidas cuentas, a no ser que el dron pese menos de 250 gramos, solo se podrá pilotar en zonas despobladas fuera de entornos urbanos o debidamente habilitadas para el aeromodelismo. El incumplimiento de estas normas puede producir un altercado que afecte a la seguridad aérea y supone una multa que podría superar los doscientos mil euros.

A diferencia de los drones utilizados con fin comercial o profesional, los de uso lúdico no deberán disponer de una placa identificativa. Tampoco será obligatoria la contratación de un seguro para poder pilotar uno de estos aparatos, pero debemos ser conscientes de que SÍ es imprescindible y por tanto necesario, ya que la persona que maneja el dron será la responsable de los posibles daños materiales o personales que éste pudiese ocasionar. La mejor solución es un seguro de responsabilidad civil que cubra cualquier incidente ocasionado y que nos permita disfrutar de esta actividad sin preocupaciones, ni poner en peligro la economía familiar.

Por último debes saber que si estás barajando la posibilidad de hacer uso de la tecnología dron en tu negocio o empresa, la normativa se vuelve muy estricta y deberás cumplir con una serie de obligaciones como son obtener una autorización oficial, poseer el título de piloto de drones comerciales, un certificado médico en vigor, matricular el dron, identificar a propietario y piloto y contratar obligatoriamente un Seguro para drones. Si tienes alguna duda, busca el consejo profesional de una Correduría de Seguros que te informará y te ayudará a elegir la mejor aseguradora y el contrato idóneo.

Fuentes: seguridadaerea.gob.es y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , ,

¿PUEDO ACUDIR A MI ADMINISTRADOR DE FINCAS PARA SOLICITAR LA SUPRESIÓN DE BARRERAS EN MI COMUNIDAD?

¿PUEDO ACUDIR A MI ADMINISTRADOR DE FINCAS PARA SOLICITAR LA SUPRESIÓN DE BARRERAS EN MI COMUNIDAD?En España se estima que hay casi 4 millones de personas con discapacidad, según la última encuesta publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE), lo que supone el 8,5 por ciento del total de la población. Para garantizar un acceso óptimo a los casi tres millones y medio de hogares habitados por una persona discapacitada, la legislación vigente establece que los edificios de nueva construcción sean diseñados en base a criterios de accesibilidad universal, y en el caso de los edificios másantiguos, las mejoras de accesibilidad son obligatorias desde diciembre de 2017, como indica la Ley 15/1995 de límites al dominio sobre inmuebles para eliminar barreras arquitectónicas, el Real Decreto Legislativo 1/2013 sobre accesibilidad y la Ley 8/2013 de 26 de junio de Rehabilitación y Certificación Energética de Edificios. Dicha normativa, que tiene como objetivo potenciar la integración, destruyendo las barreras arquitectónicas y creando elementos que favorezcan la libre accesibilidad para todos los individuos, determina que cualquier vecino con movilidad reducida, que padezca alguna discapacidad o que sea mayor de 70 años puede exigir la realización de obras o reformas para la adaptación del inmueble. Sin embargo, todavía existen Comunidades de Propietarios que no han realizado las reformas necesarias para facilitar la movilidad por las zonas comunes, así como la entrada y salida de la finca, ignorando un problema silencioso y muchas veces desconocido como es el de la accesibilidad, que se podría solucionar con la simple construcción de una rampa o la instalación de un salvaescaleras.

Este tema ha sido tratado en el XXI Congreso Nacional de Administradores de Fincas (CNAF 2018), que se celebró en Madrid del 7 al 9 de junio, donde se puso en valor cómo el colectivo de Administradores de Fincas Colegiados lleva defendiendo los derechos de los discapacitados en las Comunidades de Propietarios desde que se constituyó la propia Ley de Propiedad Horizontal, y cómo esta tarea es realizada mediante el asesoramiento sobre las distintas posibilidades que tiene cualquier inmueble para suprimir las barreras arquitectónicas, para así conseguir garantizar la igualdad de sus habitantes.

Por lo tanto, cuando un propietario tiene un problema de accesibilidad a su vivienda, debe saber que puede contar con su Administrador de Fincas para solucionarlo, ya que es un profesional que conoce a la perfección las realidades de las comunidades y las leyes que las legislan. Él es el encargado de comunicar al Presidente o la Comunidad de Propietarios los derechos de los discapacitados, y la necesidad de realizar las actuaciones tanto jurídicas como funcionales para conseguir su integración plena, con los mismos derechos que los demás propietarios, así como de conseguir los presupuestos para los seguros necesarios, la accesibilidad en las mejores condiciones y las posibles subvenciones.

Debemos recordar que en el caso de la realización de obras en un edificio, la Comunidad de Propietarios será considerara promotora, asumiendo la responsabilidad de posibles daños ocasionados, ya sean propios o a terceros. Incluso el Administrador o Presidente que no hayan tomado las medidas adecuadas para el correcto sostenimiento de las reformas podrían ser considerados responsables, bien directos o indirectos. La responsabilidad civil por daños, la obligación de resarcir que surge como consecuencia del daño provocado, suele ser una cobertura básica en los Seguros Multirriesgo para Comunidades de Propietarios, pero solo con ayuda y consejo de una buena Correduría de Seguros tendremos garantizado conseguir la que mejor se adapte a las necesidades de nuestra Comunidad de Propietarios.

 

Fuentes: boe.es y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , ,

LA UTILIDAD Y NECESIDAD DEL ADMINISTRADOR DE FINCAS

LA UTILIDAD Y NECESIDAD DEL ADMINISTRADOR DE FINCASLos Administradores de Fincas son profesionales colegiados y cualificados, formados e informados sobre todas las cuestiones relevantes que afectan a una Comunidad de Propietarios, como por ejemplo subvenciones, ayudas, legislación, normativas, etc. Contar con su apoyo no solo debe garantizar que todas las gestiones serán realizadas en el plazo y la forma adecuadas, sino que además desempeñará un papel que facilitará la convivencia entre vecinos. Estará al día en cuanto a normativas de seguridad, salubridad y mantenimiento, y asesorará a los propietarios sobre la necesidad de acometer obras o reformas y sobre la contratación de empresas.

Elegir un buen Administrador de Fincas es una de las decisiones más importantes a las que se enfrenta una Comunidad de Propietarios, por lo que debe ser previamente debatida y consensuada, conociendo de antemano que el profesional a contratar debe cumplir una serie de requisitos indispensables para que la relación laboral que se establezca sea beneficiosa para ambas partes:

  • Una buena formación es garantía de un trabajo profesional, por lo cual siempre debemos optar por un profesional titulado, colegiado y actualizado en conocimientos.
  • Debe contar con la experiencia necesaria para desempeñar su labor de forma fluida y estar familiarizado con todos los procedimientos y gestiones correspondientes.
  • La transparencia es fundamental en su trabajo, y por ello siempre debe poner a disposición de los propietarios todas las facturas, contratos, datos, panel de proveedores de alta calidad y competitivos y otra documentación de la Comunidad.
  • Debe tratar con privacidad todos los asuntos de la comunidad, así como cumplir con la Ley de protección de datos.
  • Una comunidad debe poder exigir a su administrador disponibilidad, bien para concretar citas, presentar informes y cuentas o para asistir a las juntas vecinales.
  • Debe ser proactivo, con iniciativa y capacidad para anticiparse a problemas o necesidades futuras de la comunidad.
  • La comunicación es uno de los aspectos más importantes, el Administrador de Fincas debe mantener informado a la Comunidad de Propietarios de cualquier incidencia o gestión, por mínima que le pueda parecer.
  • Debe ser un experto mediador, que sepa gestionar las crisis que surjan entre vecinos, así como aconsejar a quien ejerza el cargo de Presidente cómo actuar ante ellas, exponiéndole de manera clara y concisa las soluciones disponibles.
  • Ser un buen conocedor de las Administraciones Públicas y disponer de personal acostumbrado a tratar con personas diferentes.

Los problemas que pueden surgir en el día a día de una Comunidad de Propietarios son diversos y por lo general requieren de una meditada y a veces rápida solución , por lo que poder contactar con el administrador de una forma fácil y sencilla resulta indispensable. La seriedad y la formalidad son requisitos que todo Administrador de Fincas debe poseer, por fortuna hay multitud de excelentes profesionales en el sector, y una gran cantidad de ellos se darán cita en el Congreso Nacional de Administradores de Fincas CNAF 2018, que se celebra del 7 al 9 de junio en Madrid. La Correduría de Seguros José Silva estará allí presente, como colaborador en esta imprescindible cita, que conmemora su 50 aniversario.

 

Fuentes: cgcafe.org y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , , , ,

¿ES RESPONSABLE EL TUTOR DE LOS DAÑOS QUE CAUSE UN MENOR?

¿ES RESPONSABLE EL TUTOR DE LOS DAÑOS QUE CAUSE UN MENOR?Padres, madres, responsables de custodia, custodia compartida, abuelos. Maestros, profesores, formadores, instructores. Los valores cívicos, el conjunto de conductas que se consideran positivas para el desarrollo de una comunidad, tienen la particularidad de que deben ser transmitidos a través de las generaciones para que el desarrollo de la sociedad sea continuo y positivo. Estos valores son necesarios para que los menores se formen como ciudadanos responsables, respetuosos y honestos, y por lo tanto han de ser inculcados por sus tutores, tanto de manera verbal como a través del ejemplo que se les brinda. La responsabilidad es uno de estos valores, y se refiere al cumplimiento de las obligaciones o el cuidado al tomar decisiones, pero este término se utiliza también para referirse al deber de responder ante un hecho. Todos tenemos la obligación de reparar el daño causado a otros, ya sea por culpa o negligencia, pero esta responsabilidad no se ciñe a responder de los actos propios, sino también de los que realicen aquellas personas que estén bajo nuestra tutela, y así lo establece el Código Civil:

  • “Los padres son responsables de los daños causados por los hijos que se encuentren bajo su guarda” (art. 1903.2).
  • “Los tutores lo son de los perjuicios causados por los menores o incapacitados que están bajo su autoridad y habitan en su compañía” (art. 1903.3).

El Código Civil describe de una forma algo obsoleta cuáles son las obligaciones del tutor: “debe comportarse con la diligencia de un buen padre de familia”. Este concepto hunde sus orígenes en el Derecho Romano, y, actualizándolo, obtenemos algo tan sencillo como que el tutor debe proporcionarle al menor todas las atenciones básicas necesarias y educarlo con una formación integral y unos valores correctos.

Los padres o tutores legales de un menor deberán de responder civilmente de los accidentes, gamberradas o incluso actos vandálicos que éste cause . Se trata de la denominada culpa propia de los progenitores por omisión de los deberes de vigilancia y control. Esta responsabilidad por culpa in vigilando tiene la particularidad de que obliga a los padres o tutores a ser los que acrediten las pruebas de que adoptaron todas las medidas de prudencia exigibles a fin de evitar que el menor cometiera el hecho ilícito, así como el fin de no dejar desatendidos a los perjudicados por los actos de éste. Por lo tanto, son los responsables del menor los que deben probar que el daño ocasionado no pudo evitarse aunque hayan obrado de manera diligente, conforme a las circunstancias concretas del caso y en particular de las personas, del tiempo y del lugar, algo que en la mayoría de los casos resulta muy complicado de demostrar. A veces el inocente uso de un patín, de una bicicleta, de un patinete eléctrico o de un dron de forma lúdica puede causar daños a terceros en las personas y en las cosas.

En los casos de separación o divorcio de los padres o tutores del menor, la responsabilidad no recaería sólo en el que le tuviese a su cuidado el día de los hechos, sino que sería solidaria de ambos, y el perjudicado tendría la capacidad de reclamar frente a los dos.

Conviene apuntar que la cobertura de estos riesgos no se suele contratar individualmente, sino que se concierta conjuntamente en un seguro global de responsabilidad civil familiar, o en pólizas de Seguros de hogar multiriesgo. No existen dos pólizas iguales, recuerda que si comparas precios, preocúpate de conocer en profundidad lo que contratas. Entre otras coberturas, estos seguros cubren distintos tipos de accidentes causados por los menores y la posible protección jurídica de sus tutores.

Si estás interesado en un seguro de este tipo o deseas tener más información no dudes en contactarnos en la Correduría de Seguros JOSÉ SILVA.

Fuentes: Código Civil y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , , ,